martes, 9 de septiembre de 2014

Un aperitivo de puño y letra para celebrar la vuelta al cole en verde ( bocaditos de mejillon con espinaca)


Definitivamente Septiembre es el mes de la vuelta al cole tengas la edad que tengas.
Debe de ser ,en parte influidos por todo lo que rodea al hecho de que nuestros pequeños y no tan pequeños regresan a su tarea escolares y academicas correspondientes ,que el resto de los mortales (los que estamos un poco más creciditos) emprendemos también en este mes nuevas tareas y actividades.  Nos marcamos nuevos objetivos  y retos empezando muy a menudo por poner en orden cajones,armarios pensamientos e ideas .


Pues en estas ando yo de cabeza ordenando papeles y recopilando recetas de meu pai Javier que van apareciendo por los sitios mas insospechados .La última caja que revisé  estaba llena  de revistas gastronómicas   (desde los años 60 al 2000 )y lo mejor de todo, más recetas manuscritas de su puño y letra . Esta última tanda recetil de Javier estaba mezclada con la vieja camara y el proyector Super 8 omnipresente de muchos de los domingos de mi adolescencia( muy a menudo tocaba sesión de cine casera con  alguna peli  de esas que daban saltitos de vez en cuando pero que entretenían y emocionaban  muchisimo) 
¡ Ay esos rollos de película que descansan en cajas cuando me enfrente con ellos un día de estos! Me emociono mucho de nuevo solo con pensarlo.



Entretenimiento y del bueno tuve el otro día recien debutado Septiembre con Luis Domenech ,buen amigo y autor del blog labuenapitanza.com entre otras competencias capacidades y cualidades  cosas propias de un explorador vital y de un sensorial de categoría.
Confirmé (algo que ya intuía) que Luis es una caja de gratísimas sorpresas y en parte ha sido el con su guitarra y su cante entregado (el poderoso influjo de la palabra tanto en modo oral como escrito ) el que decidio de alguna manera que esta receta que hoy te presento y en el formato que hoy te presento  viera la luz del ciberespacio.¡Gracias Luis! Que sepas que sigo con el proyecto del libro de Emococina con recetas de Javier. Este post y esta receta te la dedico especialmente.

 



 Y aquí vamos con esta sencillísima receta  estupenda como aperitivo : las hojas de espinacas rellenas de mejillones de mi padre .

Ya se que no es un formato especialmente cómodo de leer como los que estamos acostumbrados a leer en el ciberespacio recetil  ,pero como la receta es cortita y creo que se entiende perfectamente y te lo digo desde mi presbicia mas que moderada . 

Me he animado con esta prueba de receta manuscrita breve y que ya  forma parte del material  del proyecto Emococina en el que estoy trabajando cada día. 
Cuando leemos una receta del puño y letra de alguien que lo hizo intencionadamente para que (entre otras cosas) dicha receta se conservase y no se perdiera ,para que otr@s pudieran realizarla y disfrutarla exactamente igual que uno mismo  estamos ¨ conociendo ¨ un poquito a esa persona.La receta adquiere otra dimensión .Una visión más humanizada y emocional que vas mas allá de un receta editada o tecleada en el ordenador independientemente del atractivo, la calidad o la excelencia de la receta.

No obstante si tuvieras alguna dificultad o duda ,no te cortes en preguntarme.Te responderé encantada.






Aquí está .De puño y letra de Javier ,dentro de su libreta de recetas favoritas y las que dominaba.





En la receta manuscrita si te fijas en el listado de ingredientes, el segundo ingrediente es una hoja grande de espinaca y le sigue lo que parece ser un idem,que traducido por mi, quiere decir una hoja grande espinaca por mejillón y tres bocaditos  por comensal  .Aquí discrepo con meu pai(perdona papá  pero me parece un poco cicatero lo de 3 por comensal)y aconsejo cuatro o cinco e incluso seis por comensal ya que es un bocadito de aperitivo . 

Así que si consigues mejillones de buen tamaño (esta receta vale la pena con criaturas bivalvas negras  hermosas) destina uno por hoja de espinaca y los que tu estimes para cada comensal.

La receta de la mantequilla de gambas te la incorporo a mayores en este post aun cuando tiene un post propio en este blog .Te advierto que es un fondo de armario cocinil fantástico como podrás comprobar si la preparas.
Si no encuentras gambas frescas (vale la pena porque necesitas pocas para una buena cantidad de mantequilla) utiliza langostinos y si pueden ser salvajes mejor. 





 

Los bocaditos se pueden tomar a pelo pero mojados en salsa de soja están ¡delicia! Esta fuentecita me la tome casi,casi yo sola mojando en la salsa de soja así, distraida y tal...


 




Si,ya se que te hago trabajar mas de la cuenta con este post pero la vuelta al cole es lo que tiene...Espero que me perdones por haberte puesto deberes sin permiso y sobre todo espero que te guste esta receta de meu pai Javier tanto como a mi



      
 ¡Hasta pronto y feliz comienzo de curso! Yo siempre encaro este momento con expectación,con ilusión y con esperanza.Debe de ser por eso que elegí esta receta verde (verde como algunos dicen que es la esperanza) para inaugurar Septiembre en mi blog...La de la bata blanca dice que si,que mi inconsciente me delata descaradamente.